Esclavas en Linea erotica Fotos de esclavas y dominas
 
Esclavas en Linea erotica Fotos de esclavas y dominas
Bellezas
Chicas 18+
Mujercitas
Mujeres 25+
Quiero papi
Estudiantes
Maduras 40+
Amas de casa
Abuelas
Viejas
Sexo 30 Seg.
Corridas
Numero rapido
Mamadas
Masturbaciones
Anal
Transexuales
Gay
Lesbianas
Chicas bisex
Negras
Asiaticas
1001 noche
Rusas
Modelos
Guarras
Enfermera
Sauna
Playa
Strip
Doctor
Maestra
Embarazada
Peludas
Tetonas
Gordas
Chocho caliente
Hardcore
Pechugona
A la española
Gemito
Rasuradas
Secretos
Chica gim
Ligueros
Amateur
Contactos Gay
Flirteo
Infieles
Domina
Fetiches
Meadas
Sadomaso
Bizarro
Culo roto
Latex
Extremo
Fisting
Esclava
Ninfomanas
Lenceria
La Vecina
Orgias
Vouyeur
Servicio completo
Contactos Madrid
Contactos Barcelona
Contactos Valencia
Contactos Malaga
Contactos Murcia
Contactos Zaragoza
Contactos Sevilla
Contactos Canarias
Contactos Bilbao
*Servicios prestados Sinergyne Global Communications SL, Apartado de correos 167, 17001 Girona. Le informamos que el precio máximo de la llamada es de 1.21 euros minuto desde red fija y de 1.57 euros minuto desde red movil, impuestos incluidos. Servicio para mayores de 18 años.
Mi amada Cecilia I

Capítulo I

No recuerdo como empezó mi sueño contigo…. Pero ya de noche entraste a él como si estuvieses llegando desde Ecuador. Yo estaba vestida con un conjunto marrón y saco de cuero hasta las rodillas. Una pañoleta como las que me gustan, mi cartera…. Hacía frío en Lima. Sólo esperaba que tu viaje hubiera sido tranquilo. Y que te impactara tanto como deseaba.

Cuando vi el avión llegar mi corazón dio un salto de alegría. Ya te iba a tener a mi lado… después de tanto tiempo de vivir ese algo especial a la distancia. Hasta que te vi!

Llegabas a mí con un vestido azul, blusa celeste y saco también de cuero. Tus piernas estaban cubiertas de medias de nylon y se veían esplendorosas. Tu rostro reflejaba la alegría, emoción, dicha y sentimientos encontrados…. Todo era nuevo para ambas. Así lo sentía yo.

Nos conocíamos por fotos pero ya todo para nosotros estaba "consumado"… solo era cuestión de vivir lo antes vivido. Demoraste poco en aduanas. Cuando saliste por ese ventanal de vidrio…. Llevabas un maletín de mano y dos grandes con el maletero. Nos miramos a lo lejos, nos saludamos con la mano y nos aproximamos.

"Bienvenida", te dije. "Estás bellísima. Vamos al auto que esta siendo frió". Y te di un beso en las mejillas viendo que estaba el maletero al lado….

Te abracé por la cintura y caminamos raudamente hacia el auto. Cuando se fue el maletero y estuvimos solas te miré tome tu rostro entre mis manos y te besé en los labios con dulzura, pasión. Encontré eco inmediato a ese beso que parecía durar.

"Hola amor", te dije. "Que lindo que estés conmigo." Y nos miramos. Sólo eso. Pero fue una mirada de ternura, complacencia y dicha.

Enrumbé a casa por la ruta más corta mientras que le iba mostrando aquellos lugares que podrían gustarle a la vista. Recordamos en la charla el cómo nos habíamos conocido y cuán profundamente habíamos vivido en esos chats. Ahora ya todo será distinto. Para alegría de ambas.

Llegamos a la casa. San Borja te gustó y mi casa te llenó de sorpresas desde un inicio. Viste como abría el portón de la cochera desde el auto y cómo salieron los perros a recibirme. Se sentaron los tres al frente del auto mirándote como la persona extraña que eras en ese momento. Se turnaban en mirarme a mi y a ti. Hasta que te di la mano y los atraje a mi con la otra diciéndoles que eras de la casa a partir de ahora y que sean buenos contigo. Los perros empezaron a olfatearte como deseando saber mas de ti. Los dejamos atrás e ingresamos a la casa.

"Ceci", te dije, "esta es tu casa, a partir de ahora cada vez que vengas estarás acá junto a mi". Y te sonreí. Entramos a una de las salas desde donde pedí nos sirvieran un aperitivo. Te mostré parte de la casa y regresamos a beber ese trago. Creo que lo necesitábamos pues luego de los primero sorbos nuestras mentes estaban ya sin temores de nada…. Libres….

"Ven te enseño tu dormitorio Ceci", y subimos por la escalera lateral hacia el área de dormitorios. Pasamos por dos de ellos y llegamos a uno con la puerta abierta. Ingresamos y te dije: "Este será el tuyo. Tiene una salita un bar pequeño con heladera, baño con tina grande, closet, vista a los jardines y piscina y…. Lo mejor de todo", te lo dije quiñándote el ojo, "esa puerta que esta ahí da al mío."

Caminaste por todo el lugar y abriste la puerta. Ingresaste a mi cuarto y me llamaste. Cuando pase el umbral de la puerta me esperaste con las manos extendidas y, jalándome hacia ti, me abrasaste dándome un beso riquísimo en los labios. Yo correspondí encantada a el tomándote por la cintura y pegándome a tu cuerpo. Jugaron nuestras lenguas en ese momento de placer. Luego nuestros ojos dijeron todo. Deseábamos estar a solas. Lo necesitábamos como el aire que respirábamos en ese momento. Te deje un momento y fui al teléfono interno: "Marieta, a que hora estará la cena?", pregunté. Me dijo que ya estaba lista y que podíamos bajar cuando queramos. "Bajamos entonces", le dije. Te tomé de las manos y besándote te dije que bajaríamos a cenar para que descansaras del viaje luego y te tomaras una ducha…. A la cual me integraría. Y quizá lo haremos en mi cuarto esta vez", te dije, " Te parece?" Tu rostro me respondió con una sonrisa coqueta afirmando tu respuesta con una palmada en las nalgas. Te sonreí, te tome de las manos y bajamos a cenar.

Cuando apareció Marieta con Carmen (la empleada de la cocina) trayendo la cena, te la presenté como una amiga. De inmediato se noto la empatía. Marieta era una amiga muy querida fuera de mi empleada administradora de casa. Cumplía mis funciones pues yo no tenia tiempo para ello. Lo hacia con eficiencia, mucha preocupación y mucho cariño. Cuando la conocí era secretaria de una empresa a la que asesoraba. Luego de un tiempo le insinué mi interés en conseguir una empleada para que administrara mi casa y se ofreció de inmediato. Unos meses después la puse a estudiar administración en el IPAE y resulto ser una excelente alumna. Cuando concluyó sus estudios quedó más que agradecida ofreciéndome mantenerse en su puesto hasta que yo viera lo contrario. Me dio su amistad y confianza.

Cenamos las tres conversando de Ecuador, Perú, la situación política de ambos, las guerras mundiales, los novios de Marieta….. Esto nos causaba gracia por la forma que tenia de contarnos sus anécdotas. Luego de una hora de conversar, reír y comer algo ligero tomamos un vino que nos cayó de maravilla.

Concluida la cena Marieta se despidió y se retiro a sus habitaciones. Nos quedamos solas y te tomé del brazo para enseñarte parte de la casa. Caminamos hacia el jardín interior y paseamos por la piscina y mi área de flores. Te gustó muchísimo. Yo me sentía feliz a tu lado y cada vez que podíamos nos robábamos unos besos en la penumbra de la noche. Nos sentamos en unas hamacas cercanas a la piscina y disfrutamos del frío limeño. Ya no lo sentíamos. Conversamos dos horas mas contándonos nuestros asuntos hasta que me tomaste nuevamente de la mano y me dijiste que deseabas bañarte. Subimos a cumplir nuestros sueños.

En el dormitorio encontramos una botella de champaña y unas flores, un envase de cristal con hielo y unos chocolates en forma de corazón que le había dicho a Marieta que se pusieran durante la cena. Ceci me miró y me dio las gracias con un beso. Esperó que el baño te sea también placentero le dije…. Y la llevé a el. Encontró la tina llena de agua caliente, velas alrededor y una suave música así como un masajeador que complementaba los chorros de agua que salían de la tina. Se quedó mirándolo y se alegro tanto que me abrazo diciéndome:

"Quería bañarme así y lo tuve en mi mente desde que estuve en el avión….como supiste?. Esta hermoso. Me bañare enseguida pero deseo que me acompañes. No habrá problemas con tus empleados, verdad?"

Mirándola le dije: "No amor. Ningún problema. Pero desearía verte en la tina y descansar en ella mientras yo voy a quitarme esta ropa y ponerme cómoda". Le di un beso y deje que gozara de su baño.

Cerré la puerta y me retire del dormitorio hacia el mío. De ahí llame a Marieta contándole como había sido todo lo de las sorpresas. Le agradecí y le dije que al día siguiente no nos despertaran hasta las 10 am. Y que le trajeran a Ceci el desayuno acordado a su habitación. Luego colgué y fui al baño a ducharme. Quería estar bella para Ceci. Solo fue eso...una ducha para refrescarme, un poco de perfume….mi bata de seda azul larga….. Al concluir, descalza, me aproximé al cuarto contiguo. Escuché la música suave que provenía del baño, tomé unos vasos…los llené del burbujeante champagne, me acerqué e ingresé. Ceci estaba con los ojos cerrados sentada en la tina, rodeada de velas rojas y amarillas encendidas. Dejé los vasos en una mesita cercana me acerque y le acaricie el cabello.

"Esto esta delicioso amor, me dijo. Si pudiera me quedaría a dormir acá". Le sonreí, le acerque un vaso y tomé el otro. "Por tu venida", le dije "espero que todo sea lindo para ti". Bebimos un sorbo y me levanté. Ceci no dejaba de mirarme a los ojos. Frente a ella con movimientos suaves fui desanudando el cinturón de la bata y la dejé caer lentamente rozando mi cuerpo. Veía su cara de placer y me llenaba de gozo con ello. Me adelanté unos pasos y me metí en la tina pausadamente. No necesitó moverse pues es espaciosa y pueden entrar cuatro de desearlo. Me senté a su lado y reposé mi cabeza en su hombro. Sentí su delicada piel tocar la mía y se me erizó todo el cuerpo. Ella sonrió y con ternura me acaricio el cuello dándome masajes. Mis manos buscaron sus muslos y los sintió suaves. Subí a sus caderas, seguí por su vientre y espalda hasta llegar a su rostro. Con ambas manos la acerqué y la besé abrazándola. "Eres una delicia ", le dije. "No te imaginas mis deseos de tenerte conmigo". Día a día, noche a noche…. Esperando este momento. Ahora se hace realidad mi sueño al igual que el tuyo…. Y me siento feliz."




<< Volver


¿Quieres hacer realidad esta fantasía? Llama al

803 401 564

803 400 765






*Servicios prestados Sinergyne Global Communications SL, Apartado de correos 167, 17001 Girona. Le informamos que el precio maximo de la llamada es de 1.21 euros minuto desde red fija y de 1.57 euros minuto desde red movil, impuestos incluidos. Servicio para mayores de 18 años.

  
  

(c) Copyright 2005 www.sexo-por-telefono.com | Todos los derechos reservados